COMO SANAR TUS PULMONES CON PLANTAS

pulmones

Los pulmones son estructuras anatómicas que pertenecen al aparato respiratorio, y que encontramos en la caja torácica. Consisten en dos órganos los más grandes de nuestro cuerpo, los cuales están recubiertos por una membrana conocida con el nombre de pleura que los protege y les brinda la elasticidad que permite facilitar sus movimientos. ¿Sabías que ambos pulmones no son exactamente iguales? De hecho el pulmón derecho tiende a ser mayor que el izquierdo, dado que el corazón se encuentra situado en ese lugar. En este caso, mientras que el pulmón derecho se divide en tres porciones conocidas con el nombre de lóbulos, el izquierdo sólo se divide en dos.

No hay duda que una de las funciones principales de los pulmones es la de llevar a cabo el intercambio gaseoso con la sangre, produciéndose en los alvéolos el paso de oxígeno desde el aire a la sangre, así como el paso de dióxido de carbono desde la sangre al aire. También podemos distinguir distintas funciones no respiratorias, dado que los pulmones actúan como filtro externo, ayudan en la eliminación de fármacos y medicamentos y presentan un sistema de prostaglandinas (que causan broncoconstricción o broncodilatación).

Consejos para cuidar los pulmones naturalmente

1. Sigue una alimentación variada, sana y equilibrada

Aunque no lo creas, ¿sabías que todo aquello que comas también influye en la salud de los pulmones? Efectivamente, de la misma manera que ocurre por ejemplo con otros órganos tan importantes de nuestro cuerpo como es el caso de los riñones o del hígado, en el caso particular de los pulmones existen determinados alimentos protectores, muy beneficiosos, y otros que en definitiva no lo son tanto.

Destacan especialmente los alimentos más ricos en los siguientes nutrientes esenciales:

Vitaminas antioxidantes: como es el caso de la vitamina C (cítricos como la naranja, limón y pomelo, además de kiwi, pimiento verde y rojo, brócoli y fresas) y la vitamina E (cereales integrales, aceites vegetales, germen de trigo, margarina, almendra y cacahuetes).

Omega 3: es un ácido graso que influye de manera muy positiva en la salud de nuestros pulmones. Lo puedes encontrar sobre todo en el aceite de pescado, pescado, marisco, aceite de linaza, soja y verduras y hortalizas.

Betacarotenos: zanahoria, espinacas, albaricoque, melón y pimientos.

Selenio: es un mineral igual de beneficioso para los pulmones. Lo encuentras en carnes (carne roja, pollo y hígado), pescado y huevos.

2. Evita el exceso de sal

Es sabido por todos que la sal, consumida en exceso, se convierte en un gran enemigo para la salud de nuestros riñones, pero lo que no muchos conocen es que también lo es para nuestra salud pulmonar. ¿El motivo? Recientes estudios han permitido constatar que aquellas dietas ricas en sodio incrementan el riesgo de sufrir asma, o lo agravan en casos de adultos que ya la presenten.

3. No fumes y aléjate de aquellas zonas con humo

Si fumas habitualmente, o incluso sólo de forma ocasional, es posible que aún no conozcas cuáles son algunas de las principales consecuencias del tabaco. Evidentemente, una de las más conocidas y populares tiene que ver con los efectos tan nocivos que producen en nuestro aparato respiratorio, llegando a ocasionar enfermedades respiratorias como el asma, la bronquitis, el enfisema pulmonar u obstrucciones crónicas. Además de otras enfermedades más graves, como es el caso de cáncer de pulmón, cáncer de laringe y cáncer de faringe. No hay duda que la mejor recomendación que se puede dar si quieres cuidar tus pulmones es evitar el cigarro y también aquellas zonas con humo, para que no te conviertas en lo que popularmente se conoce como fumador pasivo. Y es que debemos tener en cuenta que mientras que el 15% del humo que desprende el cigarrillo es inhalado por la persona que fuma, el 85% queda disperso en el aire.

4. Si puedes aléjate de las grandes ciudades

Evidentemente, existe un problema de contaminación muy alto en las grandes ciudades del mundo; algo que ya saben las autoridades y sobre cuya problemática están intentando actuar. Por ejemplo, para entrar en el centro de Londres en coche desde 2011 se debe abonar 14 euros al día, mientras que en Roma sólo se puede circular si se es residente o trabajador después de haber pagado una determinada cantidad. Por ello, siempre que puedas, una excelente opción es ir al campo y disfrutar del aire puro y fresco. Te ayudará a rejuvenecer tanto tu mente como tu cuerpo, y además te brindará la posibilidad de disfrutar de un día agradable en compañía de tus familiares o amigos.

5. Infusión para los pulmones

Existen determinadas plantas medicinales que pueden ser de gran ayuda a la hora de desintoxicar y cuidar los pulmones de forma completamente natural.

A continuación se muestra una lista de hierbas, que no sólo pueden estimular los pulmones y la salud respiratoria, sino que también pueden repararlos.

1. La raíz de regaliz – Glycyrrhiza glabra

SAMSUNG DIGITAL CAMERA

El regaliz es una de las hierbas más ampliamente consumidas en el mundo. En la medicina tradicional china aparece en más fórmulas que cualquier otra hierba, porque se piensa que armoniza la acción de todas las otras hierbas. El regaliz es muy relajante y suaviza las membranas mucosas de la garganta, y especialmente los pulmones y el estómago, y al mismo tiempo limpia cualquier membrana mucosa inflamada que necesite el apoyo del sistema inmune. Reduce la irritación en la garganta, y aun así tiene una acción expectorante. Es saponina (acción similar al detergente) afloja la flema en el tracto respiratorio, de manera que el cuerpo puede expulsar el moco. Los compuestos dentro de esta raíz ayudan a aliviar los espasmos bronquiales y bloquean las células radicales libres que producen la inflamación y estrechamiento, de las vías respiratorias. Los compuestos también tienen efectos antibacterianos y antivirales en ellos también, lo que ayuda a combatir las cepas virales y bacterianas en el cuerpo, que pueden causar infecciones pulmonares. Glycrrhizins y flavonoides, pueden incluso ayudar a prevenir la formación de las células de cáncer de pulmón. Para las personas con presión arterial alta, esto debe ser tomado con cautela.

2. Uña de Caballo – Tussilago Farfara

una-de-caballo

La Uña de caballo se ha utilizado tradicionalmente por los nativos americanos durante miles de años, para fortalecer los pulmones. Despeja el exceso de mucosidad de los pulmones y bronquios. También alivia las membranas mucosas de los pulmones, y se ha demostrado en la investigación que ayuda con el asma, la tos, bronquitis y otras enfermedades pulmonares. La uña de Caballo está disponible en forma seca para té, o como un extracto de alcohol conocido como tintura.

3. Cannabis

canabis

El desglose tóxico de los compuestos terapéuticos del cannabis, producidos por la quema de la planta, es totalmente evitado con la vaporización. La Extracción y la inhalación, de los aceites esenciales de cannabinoides de la planta sin procesar, producen la mitigación de la significativa irritación de la cavidad oral que viene de fumar. El cannabis es quizás una de las plantas más eficaces contra el cáncer en el mundo, que muestran en un estudio tras otro que estimulan la activación de los receptores cannabinoides en genes específicos, y median el efecto anti-invasivo de los cannabinoides. Vaporizar el cannabis permite que los ingredientes activos estimules la respuesta inmune natural del cuerpo, y reduzcan significativamente la capacidad de extenderse de las infecciones. La Vaporización del cannabis (especialmente con cantidades muy elevadas de cannabinoides) abre las vías respiratorias y los senos, y actúa como un broncodilatador. Incluso es un método probado para el tratamiento y la reversión del asma.

4. Raíz Osha – Ligusticum porteri

raiz-osha

Osha es una hierba nativa de la zona de las Montañas Rocosas, e históricamente ha sido utilizada por los nativos americanos para la asistencia respiratoria. Las raíces de la planta contienen alcanfor y otros compuestos, que la convierten en una de las mejores hierbas para los pulmones de América. Uno de los principales beneficios de la raíz osha es que ayuda a aumentar la circulación a los pulmones, lo que hace más fácil tomar respiraciones profundas. Además, cuando las sensibilidades estacionales estallan tus sinusitis, la raíz de osha, que no es un antihistamínico real, produce un efecto similar y puede ayudar a calmar la irritación respiratoria.

5. Tomillo – timo

tomillo

El tomillo es muy poderoso en la lucha contra la congestión del pecho. Produce poderosos aceites esenciales antisépticos, que son clasificados como antibióticos y anti-hongos naturales. El Tomillo es bien conocido para eliminar el acné, más que las cremas caras de venta con receta, geles y lociones. El Té de tomillo tiene el poder de ahuyentar y eliminar bacterias y virus, por lo que si tu infección se basa en una o en la otra, igual funcionará. El Tomillo se ha utilizado como un remedio para los pulmones desde la antigüedad, y se utiliza ampliamente hoy en día para prevenir y tratar las infecciones de las vías respiratorias, y la neumonía por infección bacteriana.

6. Orégano orejon

oregano-orejon_opt

Aunque el orégano contiene las vitaminas y los nutrientes requeridos por el sistema inmune, sus principales beneficios se deben a su carvacrol y contenido de ácido rosmarínico. Ambos compuestos son descongestionantes naturales y reductores de histamina, que tienen beneficios directos y positivos sobre el tracto respiratorio y el flujo de aire del conducto nasal. El aceite de orégano combate las bacterias peligrosas Staphylococcus aureus, mejor que los tratamientos antibióticos más comunes. El orégano tiene muchos beneficios para la salud, así que una botella de aceite de orégano orgánico debe estar en el botiquín de todos.

7. Lobelia Inflata

lobelia-inflatia

¿Sabías que los caballos a los que se les da lobelia, son capaces de respirar más profundamente? Sus beneficios no se limitan a lo ecuestre. Se ha utilizado como un “eliminador de asma” en la medicina popular de los Apalaches. Se cree que Lobelia, según algunas versiones, es uno de los más valiosos remedios a base de hierbas en la existencia. Los Extractos de Lobelia Inflata contienen lobelina, que mostró efectos positivos en el tratamiento de las células tumorales resistentes a múltiples fármacos. Lobelia contiene un alcaloide conocido como lobelina, que diluye el moco y rompe la congestión. Además, la lobelia estimula a las glándulas suprarrenales para liberar adrenalina; En efecto, esto relaja las vías respiratorias y permite una respiración más fácil. Además, debido a que la lobelia ayuda a relajar los músculos lisos, es agregada en muchos remedios para la tos y el resfriado. Usar con precaución, ya que el exceso puede causar efectos secundarios.

8. Helinio – Inula Helenium

helinio

El Helinio ha sido utilizado por los nativos americanos durante muchos años, para limpiar el exceso de moco que perjudica la función pulmonar. Se le conoce como un agente antibacteriano natural para los pulmones, lo que ayuda a disminuir la infección, sobre todo para las personas que son propensas a infecciones pulmonares como la bronquitis. Practicantes de hierbas a menudo recomiendan una cucharadita de la hierba por taza de agua hirviendo, bébela tres veces al día durante dos a tres semanas. El Helinio también está disponible en formato de tintura para mayor facilidad.

9. Eucalipto – Eucalyptus Globulus

eucalipto

Originaria de Australia, ¡el eucalipto no es sólo para los osos de koala! Aborígenes, alemanes y americanos, todos han utilizado el aroma refrescante del eucalipto para promover la salud respiratoria y calmar la irritación de garganta. El eucalipto es un ingrediente común en pastillas para la tos y jarabes, y su eficacia se debe a un compuesto llamado cineol. El Cineol tiene numerosos beneficios es un expectorante, puede ayudar a aliviar la tos, combate la congestión, y calma la irritación de los conductos nasales. Como bono adicional, ya que el eucalipto contiene antioxidantes, es compatible con el sistema inmune durante un resfriado u otra enfermedad.

10. Gordolobo – Verbascum Thapsus

gordolobo

Tanto las flores como las hojas de la planta de gordolobo, se utilizan para hacer un extracto de hierbas que ayuda a fortalecer los pulmones. El barbasco es utilizado por los profesionales de hierbas para limpiar el exceso de mucosidad de los pulmones, limpiar los bronquios, y reducir la inflamación que está presente en el tracto respiratorio. Se puede hacer un té con una cucharadita de la hierba seca, en una taza de agua hervida. Alternativamente, puedes tomar esta hierba en forma de tintura.

11. Pulmonaria – Pulmonaria officinalis

pulmonaria

Desde la década de 1600, la pulmonaria se ha utilizado para promover la salud pulmonar y respiratoria, y descongestionar. Las variedades de Pulmonaria vienen en todo tipo, así que busca un herbologista para asesoría. La pulmonaria también contiene compuestos que son de gran alcance, eficaces contra organismos nocivos que afectan la salud respiratoria.

12. Chaparral

chaparral

Chaparral, una planta nativa del suroeste, ha sido apreciada por los nativos americanos para la desintoxicación de los pulmones, y el soporte respiratorio durante muchos años. Chaparral contiene antioxidantes poderosos que resisten la irritación, y NDGA, que se conoce que lucha con la respuesta de la histamina. NDGA inhibe la glucólisis aerobia y anaerobia (la capacidad de producción de energía) de las células cancerosas. Chaparral es también una hierba que combate los organismos nocivos. Los beneficios de chaparral están disponibles en su mayoría, en una extracción de tintura, pero el té de chaparral puede ayudar con los problemas respiratorios, fomentando una acción expectorante para despejar de moco, las vías respiratorias.

13. Salvia – Salvia officinalis

salvia

Las hojas texturizadas de la salvia, desprenden un aroma embriagador, que surge a partir de los aceites esenciales de salvia. Estos aceites son la fuente, de los muchos beneficios del té de salvia para los problemas pulmonares y las enfermedades respiratorias comunes. El Té de salvia es un tratamiento tradicional para el dolor de garganta y la tos. Las ricas propiedades aromáticas derivadas de los aceites volátiles de la salvia, tuyona, alcanfor, terpenos y salvene pueden ser objeto de uso, a través de la inhalación de vapores del té de salvia, para disipar los trastornos pulmonares y la sinusitis. Alternativamente, prepara una fuerte taza de té de salvia, y colócala en un recipiente o vaporizador.

14. Toronjil de Menta- Menta × piperita

menta-piperita

El toronjil de menta, y el aceite de toronjil de menta contienen mentol un ingrediente calmante conocido por relajar los músculos lisos de las vías respiratorias, y promover una respiración libre. El toronjil de menta seco típicamente contiene mentol, mentona, acetato de mentilo, mentofurano, y cineol. El aceite de toronjil de menta también contiene pequeñas cantidades de muchos compuestos adicionales, incluyendo limoneno, pulegona, cariofileno, y pineno. En combinación con el efecto antihistamínico del toronjil de menta, el mentol es un descongestionante fantástico. Muchas personas utilizan bálsamos terapéuticos para el pecho y otros inhalantes, que contienen toronjil de menta, para ayudar a aliviar la congestión. Además, el toronjil de menta es un antioxidante y combate organismos nocivos.

FUENTE: John Summerly Y Naturasan

TWITTER E INSTAGRAM: @avefenixestetic
www.unidadesteticaintegralavefenix.com.ve

Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>